Las nuevas pilas públicas del programa Guajira Azul, beneficiarán a 22 mil indígenas wayuu

Con estas pilas públicas que comienzan su construcción, se verán beneficiados los habitantes de las comunidades de La Gloria y Sishichón, en el municipio de Manaure, y Rirritana, en Maicao.

En el cronograma se establece que durante las primeras semanas se desarrollarán actividades lideradas por los componentes de Gestión Social y Aseguramiento, en conjunto con los líderes y autoridades tradicionales de cada una de las comunidades beneficiarias. En esta etapa se socializará y se trabajará para lograr acuerdos y concertaciones con el respeto del sistema de principios, valores y creencias del pueblo wayuu.

Por su parte, con el componente de obra civil se construirá un punto de producción y las pilas aferentes en cada comunidad; además, se instalará un moderno sistema de tratamiento de ósmosis inversa, al que se sumarán los paneles solares, las casetas de tratamiento, un espacio amigable tipo parque infantil, área de recolección del agua potable, sitio de reunión, oficina, cuarto eléctrico, bodega y baños públicos.

Según el ministro de Vivienda, Ciudad y Territorio, Jonathan Malagón, «el presupuesto total de los proyectos asciende a más de $14 mil millones, incluyendo interventoría y obra civil, financiados entre el Gobierno Nacional, a través del Ministerio de Vivienda, y el Plan Departamental de Agua de La Guajira – PDA, que cuenta con un plazo de ejecución de 13 meses.

Con estos proyectos se seguirá ampliando la cobertura del servicio en el departamento y se fortalecerá la calidad de vida de los guajiros, especialmente de las comunidades indígenas dispersas”.

Ana Celina Sierra Pérez, gerente del PDA de La Guajira, informó que con estas nuevas intervenciones se beneficiarán más de 22 mil indígenas wayuu con acceso a agua potable a través de 13 puntos de suministro, distribuidos entre los tres nuevos módulos de pilas públicas.

Desde el 2019 y hasta la fecha, cuatro módulos se encuentran en operación en los municipios de Manaure, Uribia y Maicao: Casa Azul, en Manaure; Wimpeshi, en Maicao y Uribia; Sararao, en Maicao, y, por último, Amalipa, en Maicao y Uribia. De esta manera, en total, 261 comunidades, 5.661 familias y 25.706 indígenas wayuu se benefician accediendo a agua potable gracias a los módulos de pilas públicas. Así mismo, pronto iniciará la operación de esta estrategia en Romonero en Riohacha, que cuenta con cinco pilas aferentes.